Noticias

El nuevo Código Penal multará con hasta 280.000 euros la piratería de software

Cloud

Además, los gestores de las empresas que comentan fraude podrían ir a la cárcel cuatro años

piratería informática
piratería informática

La entrada en vigor del nuevo Código Penal, el próximo 1 de julio, cambia muchas cosas en el panorama jurídico español. Y también cambia las cosas en el apartado de la protección de derechos de autor del software. Según la BSA, la asociación de fabricantes de programas que persigue la piratería de software en todo el mundo, las consecuencias penales para las empresas o personas que copien programas sin autorización pueden dar lugar a multas que pueden ascender a los 280.000 euros.

Asimismo, el nuevo Código Penal prevé, según una nota informativa de la BSA, la suspensión de las actividades de la empresa infractora por un plazo que no podrá exceder de cinco años. Además, puede darse la disolución de la persona jurídica, que impedirá a la empresa que cometa la ilegalidad llevar a cabo cualquier clase de actividad, aunque sea lícita. 

La firma que comenta delito también quedará inhabilitada para obtener subvenciones y ayudas públicas, para contratar con el sector público y para gozar de beneficios e incentivos fiscales o de la Seguridad Social. Eso será así por un plazo que no podrá exceder los 15 años.

En cuanto a los administradores de las empresas que cometan fraude, las penas previstas para los delitos contra la propiedad intelectual podrían alcanzar, en determinados caso, los cuatro años de privación de libertad, además de multas similares a las previstas para las personas jurídicas.

Carlos Pérez, socio del bufete de abogados Écija, la firma legal que asesora a la BSA en España, señala que “las empresas y sus responsables que dispongan en sus sistemas de software sin licencia se exponen ahora a duras consecuencias penales y a una serie de riesgos muy graves". "Si se detecta que una organización dispone de software sin licencia, se arriesga a tener que pagar daños y perjuicios por las licencias de software que debería haber adquirido en primera instancia, además de las posibles consecuencias penales en caso de que se actué por vía criminal, y no solo civil. Además, las compañías también están obligadas a  asegurarse de que todo el software está  licenciado de forma adecuada de cara al futuro”. 

Según el último estudio de IDC, el 45% del software utilizado en los PC españoles es ilegal. Además, la BSA asegura que alcanzó un nuevo récord de registros contra empresas españolas por uso de  software ilegal en 2014. Coo consecuencia, las empresas investigadas tuvieron que pagar alrededor de 841.000 euros, un 17 % más que el pasado año, como consecuencia de las 177 acciones legales. 

Si una empresa tiene dudas sobre sus licencias de software, hay una serie de fuentes que pueden ser contactadas para obtener ayuda. Los proveedores de software y vendedores deben ser la primera referencia para responder a cualquier pregunta que puedan tener con respecto a la situación de su licencia. BSA anima a la gente a denunciar la piratería de software, ya sea en relación con empresas que utilizan software sin licencia o con individuos y organizaciones de venta de software ilegal a través de Internet. Los informes confidenciales se pueden realizar en la web de BSA. El sitio web de BSA también ofrece orientación y recursos que pueden ayudar a asegurar que una empresa está funcionando de manera eficiente y legal.

LA PREGUNTA
¿Crees que los nuevos Xeon Skylake serán un revulsivo para el mercado de servidores?