Casos de éxito

El Servicio Cántabro de Empleo implanta un CRM de Microsoft

Negocios

El organismo mejora la atención a los parados gracias a la implantación de Microsoft CRM, llevada a cabo por CIC

Servicio Cántabro de Empleo
Servicio Cántabro de Empleo

En 2007, justo antes de que explotara la crisis económica, Cantabria disfrutaba de pleno empleo. Sin embargo, Javier Medinabeitia, coordinador de Políticas de Empleo y Formación del Gobierno regional, reconoce que ya por entonces algunas cosas no funcionaban en el Servicio Cántabro de Empleo. “La información estaba muy disgregada. Había que consultar hasta siete aplicaciones diferentes para saber sobre las personas en paro que nos tocaba atender”, asegura el funcionario.

Por eso, en 2008, por iniciativa del propio Medinabeitia, el organismo para el que trabaja se pone a buscar un CRM que le permita tener un perfil único y actualizado de sus clientes, los desempleados de la región, y para ello se ayuda del partner CIC Consulting Informático. Medinabeitia reconoce que, como están planteados los servicios públicos de empleo en cada comunidad autónoma, es muy difícil generar oportunidades para los parados.

Su objetivo desde el primer momento era convertir al personal de las oficinas de empleo, que muchas veces sólo está para fiscalizar, en “entrenadores” que ayudaran al parado a salir de esa situación. Para ello el Servicio Cántabro de Empleo optó por la implantación de Microsoft CRM, que después de este tiempo no sólo le ha permitido saber cuántas personas pasan por la oficina, sino quién lo hace, con nombre, apellidos, circunstancias y aspiraciones. “Ahora, nuestro personal tiene datos para saber a quién se dirige y los parados sienten también esa cercanía”, y la valoran positivamente, según el funcionario.

El servicio Cántabro de Empleo tiene información de 2,9 millones de contratos laborales firmados en la región, lo que le da una buena base para saber qué puestos se están demandando y dónde. Además, gracias al CRM de Microsoft, tiene datos más o menos detallados de los 60.000 inscritos en las oficinas, de los cuales 40.000 son demandantes en la actualidad de un puesto de trabajo. Asimismo, hay 90.000 empresas de la región registradas en la aplicación. Javier Medinabeitia está orgulloso de haber podido dar a través de la web más de 800.000 servicios a los desempleados cántabros, que para acceder a ellos solo tienen que crear una cuenta aportando su NIF.

Si se tiene en mente, como recuerda el responsable, que la Unión Europea establece que cada servicio permite ahorrar a los interesados y la administración que le atiende unos 30 euros de media, “estamos hablando de mucho dinero”. Por último, Medinabeitia asegura que la Comunidad de Madrid ha seguido los pasos de Cantabria y ha implantado un CRM para mejorar y personalizar la atención a los parados. Como resultado, ahora ambas comunidades se benefician mutuamente de los desarrollos y adaptaciones específicas que en cada caso han llevado a cabo para optimizar la herramienta.

LA PREGUNTA
¿Crees que los nuevos Xeon Skylake serán un revulsivo para el mercado de servidores?