Noticias

Sage quiere que más de la mitad de ingresos en España venga del cloud en 2022

Cloud

Luis Pardo, CEO de la filial local de Sage, habla de sus planes a corto y medio plazo y justifica en términos económicos las subidas de precios de algunos programas antiguos.

Luis Pardo, CEO de Sage, habla en las oficinas de la compañía.
Luis Pardo, CEO de Sage, habla en las oficinas de la compañía.

Luis Pardo acaba de sacar un libro (‘Viaje al centro del humanismo digital’, editorial Verssus) donde reflexiona sobre el papel de las personas en un mundo empresarial y en una sociedad que viven un acelerado cambio propiciado por la digitalización. De eso, el CEO de Sage en España ya ha hablado en esta publicación. Ahora se centra en los retos que tiene su compañía a corto y medio plazo. Hay que recordar que Sage está en pleno proceso de migración de su catálogo de soluciones y de su modelo de negocio a la nube. "Espero que en 2022 más del 50% de nuestros ingresos en España vengan del cloud”, avanza Pardo.

Además habla del impacto en el negocio de la ley de control horario, de los últimos cambios en la dirección mundial de Sage y de las subidas de precio de los programas más antiguos de la compañía, algo que no ha gustado al canal, pero que el directivo justifica en términos económicos. Además, dice que Sage avisó con mucha antelación de estas medidas y que no entiende que a los socios comerciales les cogieran con el pie cambiado.   

¿Está suponiendo para Sage y sus socios de negocio una buena oportunidad la extensión del control horario a todo tipo de empresas?

Los profesionales están muy despistados en este punto. Pero es normal. El Consejo de Ministros aprueba la ley a mediados de marzo y a mediados de mayo entra en vigor. Hemos hechos muchos webinars para dar a conocer la ley. En el primero tuvimos a más de 2.000 clientes conectados. Es verdad que es más negocio para las empresas tecnológicas. Pero yo creo que ojalá no tuviéramos ese negocio porque estaríamos aliviando de burocracia a las pymes. Yo creo que es una ley buena para determinados sectores donde se abusa de las horas extra. Pero también hay sectores muy desregularizados donde se tiene que aplicar. Y ahí este café para todos no conviene tanto.

En el último año ha habido algunos cambios importantes en el staff directivo de Sage a nivel mundial. Primero fue la salida inopinada del CEO, Stephen Kelly y más tarde el cambio de CIO. ¿No es un poco preocupante? ¿Y cómo lo ha vivido?

No es nada preocupante. Es la vida natural de todas las multinacionales. La composición del consejo de administración de Sage ha ido cambiando, como el de otras empresas. Tampoco ha sido inopinado. Stephen Kelly estuvo más de 4 años, y el que lleva ahora las riendas era su CFO (director financiero), Steve Hare, que ahora es el CEO y que conoce muy bien por dentro la compañía. Este cambio era el esperado. Ahora empezamos el plan estratégico para los próximos cuatro años. Además, estamos apostando mucho por la innovación, y eso ha dado lugar al nombramiento del estadounidense Aaron Harris como nuevo CIO, también alguien de la casa y con mucha experiencia en el cloud computing y los nuevos modelos de suscripción. 

Precisamente el nuevo CIO, Aaron Harris, ha dicho que quiere agilizar la migración de la compañía a la nube y al modelo SaaS. Para ello prometió una inversión de 70 millones de euros en el año fiscal que acaba en septiembre. ¿Cómo va esta transición, sobre todo en España?

La verdad es que muy bien. Los datos de los seis primeros meses del año fiscal demuestran que hemos crecido a doble dígito en el campo de la suscripción y de los ingresos recurrentes, que es el modelo cloud y SaaS. En España seguimos la misma tendencia. Hoy una de cada dos ventas que hace el grupo son en modelo cloud y SaaS, y el resto es suscripción. Además, hemos hecho grandes mejoras en Sage 50cloud, 200cloud, Sage X3, etc. Hoy todo nuestro portfolio en España es cloud connected. Además, es un cloud híbrido, que permite trabajar en offline cuando no tengo Wi-Fi y luego estar en la nube en el momento en que me puedo conectar. Y todo con interfaz web.

“Hoy una de cada dos ventas que hace el grupo son en modelo cloud y SaaS, y el resto es suscripción”

¿Cuándo ve el cien por cien de la facturación de Sage viniendo de la nube?

Esto no depende de Sage, sino de las empresas y de la velocidad de adaptación. Hoy en día en España, el 15% de las aplicaciones están en cloud, y en Estados Unidos, son el 55%. Lo bueno es que el cloud crece a buen ritmo, del 32% en España. Además, la barrera de la seguridad en el cloud se está cayendo. Mis expectativas son que el año 2022, más del 50% de todos nuestros ingresos en España vengan del cloud.

Luis Pardo, antes de la entrevista.
Luis Pardo, antes de la entrevista.

Esta presión por ir a la nube ha provocado tensiones en el canal, que ha visto como los precios de algunos programas y mantenimientos tradicionales subían casi sin aviso, por lo que contaban los partners en el Sessions de Barcelona, celebrado a finales del año pasado. Hasta José Luis Martín Zabala, vuestro responsable de canal, decía entender el enfado de los partners. ¿Están las cosas más calmadas?

Hemos tenido más de 15 eventos durante el año dedicados a los partners, y el más grande fue efectivamente el Sessions de Barcelona. En esos 15 eventos hablamos de las subidas del precio de los programas más antiguos porque los programas de más de 10 años requieren una inversión y conocimiento muy importante. Es el caso de nuestros primeros “contapluses” (anteriores a 2008). Mantener esos sistemas tiene un coste y eso lo hemos explicado en muchas sesiones a clientes y partners. Llevamos años hablando de todo ello y no ha sido precipitado.

Pasa lo mismo que con los coches. Mantener un coche de inicios del siglo XX con su seguro y sus piezas te va a costar mucho más que un coche actual. Porque ya pocos saben mantenerlo y las piezas casi no se encuentran. El tema, pues, no está en el precio del software, sino en pasar a la nube y a la suscripción. No asumir el modelo de pago por uso es como pelearse con el mundo. Nuestro canal tiene que digitalizarse también y aprender que los modelos de negocio han cambiado. Ya no existe lo vender una licencia y cobrar por ello. Ahora se vende un servicio y el canal tiene que amoldar su tesorería y su infraestructura. Muchos partners están haciendo fantásticamente esta transición. De hecho, el canal creció un 20% y este año está creciendo un 25%, y todo con los nuevos modelos.

¿Cómo se presenta el final de este año fiscal para la corporación y para la filial ibérica? El año anterior, la compañía registró unos ingresos de 2.040 millones de euros al cambio y casi un 7% de avance, con un margen operativo del 27,8%.

Nuestro año fiscal acaba el 30 de septiembre. En octubre o noviembre comunicaremos los datos. De todas formas, te puedo decir que vamos por buen camino y seguimos dando un margen operativo muy interesante. El crecimiento del primer semestre da razón a todo lo que estamos haciendo. Lo ingresos recurrentes han crecido más del 10%. La compañía ya tiene cerca del 80% de sus ingresos en recurrencia.

LA PREGUNTA
El crecimiento de la economía se está ralentizando. ¿Hasta qué punto lo está notando en su negocio?