Entrevistas

“Microsoft trabaja para el acceso a la ‘última milla’ de la formación”

Fabricantes

Enrique Ruiz Pérez, director de tecnología de partners de Microsoft

Enrique Ruiz, de Microsoft Ibérica.
Enrique Ruiz, de Microsoft Ibérica.

La competitividad de un país depende sobre todo de la formación de su fuerza laboral y la preparación que exhibe para un futuro marcado por la digitalización. Y España en este aspecto no destaca precisamente. Consciente de ello, Microsoft ha puesto en marcha una serie de iniciativas que buscan que ciudadanos y profesionales del sector TI, incluido el canal de distribución, se pongan al día en las tecnologías y modelos de negocio que van a marcar el futuro, como la nube, la colaboración, la analítica de datos o la inteligencia artificial, entre otras cosas.

Una de las patas de este programa, es el portal educativo Microsoft Learn. Otra, los numerosos acuerdos que el fabricante mantiene con universidades y centros de formación para agilizar la preparación de nuevo talento. De todo ello nos habla en esta entrevista Enrique Ruiz Pérez, director de tecnología de partners de Microsoft. El asunto es crucial en estos momentos para la economía del país, pero también para un canal de distribución que precisamente desde hace años sufre una carestía de talento que hace peligrar su viabilidad.

¿Qué es exactamente Microsoft Learn y por qué se pone en marcha?

Microsoft Learn es una plataforma que proporciona contenidos formativos de alta calidad dirigidos a la población en general. Es totalmente gratuita. Contiene 200 rutas formativas, sobre inteligencia artificial, analítica avanzada, big data o machine learning, entre otras cosas. Son las tecnologías con más demanda. La herramienta está pensada para el autoconsumo e incorpora desde contenidos muy básicos a otros muy avanzados. Y el interesado puede configurar su propio itinerario formativo.

“Microsoft Learn contiene 200 rutas formativas, sobre inteligencia artificial, analítica avanzada, big data o machine learning”

Además, la plataforma aporta gamificación, es decir, según avanzas puedes obtener puntos, como en los juegos, y vas subiendo de nivel. Eso estimula el interés y la motivación. Los contenidos están pensados para que puedan ser consumidos en cualquier hueco de tiempo. Los hay de una hora, pero también hay píldoras de tres o cuatro minutos, o de 10 o 15. Por último, está estructurada en roles. El objetivo no es aprender por aprender, sino que Microsoft Learn está pensado para ayudar a los interesados a desarrollar una determinada profesión o rol dentro de la empresa. En este sentido, la plataforma te guía para ser un especialista en Power BI, Dynamics 365 o Microsoft 365, por ejemplo.

Entiendo que esto va dirigido al público general, no concretamente para el canal de distribución, que ya tiene sus certificaciones y sus cursos específicos, ¿verdad?

También está pensado para el canal. Hay contenido muy profundo y contenido más introductorio. Cualquier profesional puede encontrar ahí una ayuda. Por eso también es una herramienta buena para el canal, para hacer “reskilling” de su personal. Incluso puede ser usada como una base para las certificaciones oficiales. Es decir, hay contenido de suficiente calidad como para que la formación de un partner se pueda cubrir.

“La plataforma Microsoft Learn puede, incluso, puede ser usada como base para las certificaciones oficiales”

¿Cuál es la apuesta en Microsoft por la formación en tecnología y mejora de las habilidades digitales?

Además de herramientas de formación como Learn, están las acciones con partners, con la Administración o con centros educativos. Todo orientado a facilitar contenidos a la población en general y a mejorar sus capacidades en el trabajo, pero también en la vida privada. Es algo muy necesario, como estamos viendo ahora, con la popularización de las herramientas de teletrabajo y colaboración. Tener esa cultura digital en los empleados marca la diferencia, por ejemplo, entre seguir operando o no en una situación complicada como la actual. 

¿Qué otras iniciativas destacadas se incluyen en este programa?

Crea Futuro – Alumno 4.0 o AI Business School son muy importantes. Crea Futuro es una iniciativa que surge para cubrir las necesidades de formación de los partners. Y es que, desde hace años, uno de los principales problemas de nuestros partners es encontrar talento formado en el mercado. Vivimos la paradoja de que tenemos las tasas de desempleo juvenil más altas de Europa, pero, por otro lado, tenemos un enorme problema de falta de talento tecnológico.

Crea futuro lo sacamos adelante en colaboración con la IAMCP. Y llegamos a acuerdos con universidades, escuelas de negocio y centros regionales de empleo para facilitar que los alumnos puedan acceder a la llamada “última milla de la formación”. Es decir, que estudiantes que vienen de carreras con contenidos más tradicionales, puedan adaptarse rápidamente para optar a un puesto de trabajo en las profesiones más demandadas.

En un periodo de dos o tres meses, esas personas reciben una formación muy intensa en tecnología de Microsoft y al final obtienen las certificaciones. Incluso les damos formación en soft skills, para que aprendan a hacer presentaciones, comunicar una idea o trabajar en equipo. En este ámbito tenemos acuerdos con escuelas de negocios como ESIC o universidades como UNIR, el CEU o la Complutense de Madrid. Luego ponemos en contacto a estos estudiantes con los partners que les necesitan.

¿Y en qué consiste AI Business School?

En el caso de AI Business School no buscamos formar a un especialista, sino que hacemos posible que los directivos de empresas que tienen que tomar decisiones en sus organizaciones y que, por lo general, no tienen cultura suficiente para tomar esas decisiones, puedan orientarse y valorar. Hoy en día la inteligencia artificial es una ventaja competitiva muy importante.

“Con AI Business School buscamos que los directivos de empresas que tienen que tomar decisiones valoren la inteligencia artificial”

Me parece interesante eso que has dicho de “la última milla de la formación” y que responde a la necesidad de dar unos contenidos útiles a los alumnos para que puedan satisfacer las demandas de las empresas.

Las universidades reconocen que poner en marcha un nuevo plan de estudios les lleva dos años, y luego están los años que tardan los alumnos en completarlo. Por eso, un nuevo plan de estudios supone que esos profesionales no estén en el mercado hasta pasados unos seis años. Y es imposible que después de un lapso de tiempo tan largo esos contenidos estén actualizados. Por eso, este concepto de “última milla” permite esta actualización.

Enrique Ruiz, de Microsoft Ibérica.
Enrique Ruiz, de Microsoft Ibérica.

Veo que todo esto es una respuesta clara de Microsoft al peligro que existe de que toda la innovación tecnológica que es capaz de hacer la compañía no llegue a los clientes porque no hay nadie capaz de implementarla. Pienso en todos los de servicios de Azure.

La tecnología está avanzando de forma muy rápida. Solo las empresas con más capacidad de inversión están pudiendo acceder a ella en un primer momento. Pero las firmas medianas y pequeñas no pueden porque no tienen a nadie preparado. Y es una pena porque con la nube tecnologías que eran antes muy costosas, como analítica de datos o big data, ahora son muy asequibles para cualquier organización. Pero hace falta el conocimiento para saber sacar provecho. A los partners les pasa lo mismo. Nos dicen que les están surgiendo muchos proyectos de este tipo, pero no tienen el talento necesario para abordarlos.

Un experto en recruitment me contaba hace poco que la gran brecha entre las grandes empresas y las pequeñas ya no estaba en el acceso a la tecnología, sino en el acceso al talento que haría posible sacar provecho a esa tecnología.

Por eso, hemos puesto en marcha Crea futuro, que va dirigido también a partners locales que compiten con grandes multinacionales que también demandan ese talento. Así les ayudamos a estas compañías a acceder al tanto y a construirlo. Los indicadores del país reflejan esta brecha formativa. En cuanto al PIB somos el 13º país del mundo, pero si miramos los indicadores de digitalización de la población, estamos en el puesto 61º. Son muchos los expertos que avisan de que cuidar la formación y la cualificación de los trabajadores es el elemento que más impacta en la productividad de las empresas. Muy por encima de las comunicaciones, el ancho de banda, los cambios normativos o la financiación.

“En cuanto al PIB somos el 13º país del mundo, pero si miramos los indicadores de digitalización de la población, estamos en el puesto 61º”

Por último, Microsoft insiste mucho en abordar la Inteligencia Artificial con un enfoque ético. ¿Cuál es este enfoque?

Tocas un punto importante porque precisamente Microsoft quiere diferenciarse por el enfoque ético de sus desarrollos de inteligencia artificial. Hay un ejemplo claro. Hace poco, nuestro presidente, Brad Smith manifestó públicamente que Microsoft no va a comercializar sistemas de reconocimiento facial en entornos donde no se garanticen los derechos humanos. Nos preocupa mucho que los gobiernos se ocupen de esto, que legislen y que marquen una serie de pautas porque estamos hablando de derechos fundamentales.

LA PREGUNTA
¿Va a haber roturas de stock en el canal en la recta final de 2020?