Noticias

Más reciclaje a pesar de las bajas ventas en electrónica

Fabricantes

Recyclia, la plataorma que agrupa los SIG de Asimelec, asegura que en 2011 se recogieron más residuos informáticos y de electrónica de consumo.

Recyclia, la plataforma de gestión de los SIG Ecopilas, Ecofimática, Ecoasimelec y Tragamóvil, ha presentado los datos auditados de la recogida y el reciclaje de pilas usadas y residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) durante 2011, año en el que han registrado un incremento de más del 20% respecto al ejercicio anterior.

Por categorías de residuos, los que han alcanzado mayores incrementos han sido las pilas, con un ratio de recogida que equivale al 34% de las puestas a la venta en 2011, muy por encima del objetivo del 25% que estableció la ley para ese año. Así, la fundación ECOPILAS batió en 2011 un nuevo récord de recogida de pilas y baterías usadas al retirar 3.031 toneladas de estos residuos en toda España, un 21% más que en 2010, que equivalen a más del 34% de las pilas y baterías que los fabricantes pusieron a la venta en España el año pasado (frente al 29% registrado en 2010).

Con este balance, este SIG supera de largo las expectativas del Real Decreto 106/2008 de pilas y acumuladores y la gestión ambiental de sus residuos, que fijó como objetivo para 2011 recoger de forma selectiva el equivalente al 25% de las pilas y baterías que se ponen a la venta cada año.  A esto se suma el hecho de que, por primera vez desde que se pusiera en marcha la fundación y la obligatoriedad legal de la recogida selectiva de pilas y baterías, prácticamente todas las comuni¬dades autónomas españolas han superado el objetivo legal del 25%. Algunas sobrepasando incluso el 50%, como Navarra y Aragón, y varias por encima del 40% como Galicia, País Vasco, Castilla-La Mancha, Extremadura y Asturias.

Por su parte, los tres SIG dedicados a la recogida de residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEE) cerraron 2011 con unos resultados que pueden calificarse de positivos, más aún si se considera la repercusión de la crisis económica en la venta tanto de material ofimático, como de electrónica de consumo, que cayó un 12% en 2011, según el Registro Nacional de Productores de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (REI-RAEE) dependiente del Ministerio de Industria.

La recesión económica no sólo ha recortado de manera ostensible las ventas de equipos informáticos y aparatos eléctricos y electrónicos, sino que ha aumentado de manera palpable la vida útil de muchos dispositivos. Aun así, ECOASIMELEC y ECOFIMÁTICA, las fundaciones de Recyclia dedicadas a la recogida y el reciclaje de RAEE, han recogido y gestionado para su reciclaje 14.000 kilos de estos residuos, en una muestra palpable de la mayor conciencia medioambiental de fabricantes, distribuidores y ciudadanos.  Ambos SIG, que con un ratio medio de reciclado y recuperación de más del 75% de los equipos recogidos, superan con creces el objetivo exigido por ley, aseguran la total trazabilidad y correcta gestión ambiental del 100% de los residuos gestionados, que se envían a plantas especializadas en su reciclaje y en la recuperación de las materias primas.

Por su parte, el SIG TRAGAMÓVIL, dedicado a la recogida y reciclaje de teléfonos móviles y periféricos de telefonía en desuso, retiró en 2011 más de 789 toneladas de estos residuos, el equivalente a más de cinco millones de equipos. Una cantidad considerable y más teniendo en cuenta la proliferación de negocios (algunos oportunistas y ajenos a fines medioambientales) que han surgido últimamente alrededor de los móviles en desuso. En España, el número de móviles fuera de uso ronda los 14 millones.

LA PREGUNTA
El crecimiento de la economía se está ralentizando. ¿Hasta qué punto lo está notando en su negocio?