Noticias

¿Qué gastos suelen cubrir los préstamos online?

Financiamiento

Un préstamo online se ha convertido en una forma de conseguir dinero de manera sencilla y con todas las facilidades que brinda internet

Un se ha convertido en una forma de conseguir dinero de manera sencilla y con todas las facilidades que brinda internet.

Es muy rápido de conseguir (incluso en el mismo día) y basta con tener acceso a internet y un PC o smartphone para poder solicitar la cantidad que se necesita de dinero. Se puede pedir por medio de un cuestionario online donde las preguntas suelen ser rápidas y fáciles y recibir una respuesta rápida gracias a programas automáticos utilizados por las entidades online que prestan el dinero. 

Conseguir un préstamo vía internet se realiza por diversos motivos, entre los que podemos encontrar el pago de una deuda o multa, comprar un coche nuevo, realizar reformas en el hogar o tomarse unas vacaciones, entre otros. De esta manera, este tipo de créditos demuestran ser muy versátiles en cuanto a la cantidad de dinero a prestar y con una amplia oferta y condiciones para adaptarse a la necesidad de la persona que pide el dinero.

Normalmente, las cantidades solicitadas no suelen ser muy altas, variando desde los 100 € (microcréditos) hasta los 4.000 o 5.000€ y los plazos de devolución pueden ir de los 30 a los 45 días en función de la entidad y el dinero solicitado. Así mismo, según la cantidad de dinero prestado, se impondrá un tipo de interés que normalmente es más elevado que si se pidiese un préstamo en un banco físico. Y, en caso de no tener el pago en el plazo previsto, dichos intereses podrían verse incrementados.

La gran mayoría de clientes que recurren a este tipo de servicios económicos para cubrir ciertos gastos suelen ser particulares y, al contrario que los bancos tradicionales, sus requisitos no suelen ser exigentes: no piden el motivo ni la finalidad por la que se solicita el dinero (a no ser que sean números bastante grandes) y la mayoría de veces únicamente basta con dar el DNI y una cuenta bancaria para recibir el importe deseado.

Aunque tenga muchas ventajas a simple vista, siempre hay que tener precauciones como son el plazo a entregar el dinero, la cantidad que se necesita realmente pedir, el tipo de interés a pagar y la posible penalización si no se puede pagar a tiempo. 

 

LA PREGUNTA
¿En qué medida se beneficiará, como partner de tecnología, de los fondos europeos?