Noticias

Un ISV de Jaén reinventa la jornada laboral en España

Pymes

Software DelSol implanta la semana de cuatro días. Además favorece el ocio en sus instalaciones, así como la concialiación y el teletrabajo

A principios de este año, un ISV dedicado a la comercialización de programas de gestión para pymes se convirtió en protagonista de medios de comunicación general y de telediarios y programas de radio. La firma jienense Software DelSol, que comercializa soluciones para TPV, gestión de nóminas o facturación, anunciaba la adopción de la jornada laboral de cuatro días a la semana. De esta forma se convertía en la primera empresa española en hacerlo, por lo menos de forma pública.

Software DelSol está ubicada en Geolit, parque tecnológico situado a las afueras de Jaén. De la medida laboral se han empezado a beneficiar los algo más de 180 trabajadores de la compañía. De hecho, la mayoría ya trabaja de lunes a jueves y el resto lo hace en bloques de cuatro días para garantizar el soporte durante todos los días laborales a los 53.000 clientes que Software DelSol tienen en toda España y en Latinoamérica.  

Para abordar este recorte de días y horas laborables (36 en invierno y 28 en verano), el ISV tuvo que incrementar la plantilla en 25 personas. La dirección de la empresa ha reconocido que introducir la medida no fue fácil y que la cosa se complicó porque no había ni siquiera legislación en la que apoyarse.

Hace ya años, Software DelSol ya decidió no prolongar la jornada del viernes a las tardes y acabar ese día con un encuentro distendido de los empleados. Además, la compañía combina la zonas de producción y rendimiento habituales en una empresa con otras de esparcimiento que incluyen sofás para reuniones informales, gimnasio, pista de pádel y hasta una piscina en el exterior.

El ISV también ofrece menús gratis a los trabajadores y facilita la conciliación familiar con becas, seguros de salud y teletrabajo. En la dirección de la compañía están convencidos de que así logran tener empleados más implicados, una mayor productividad, un mejor servicio al cliente y una menor incidencia del absentismo. Estas medidas también suponen un fuerte atractivo para atraer talento en unos tiempos en que escasea, por lo menos en el sector del desarrollo de software. 

LA PREGUNTA
¿Cuál va a ser, en su opinión, la evolución de la demanda de tecnología en el sector público en los próximos meses?