Opinión

El helicóptero de Friedman y los fondos europeos

En la portada de CHANNEL PARTNER de marzo hacemos un homenaje al famoso helicóptero monetario de Milton Friedman, que en estos días se materializa en Europa y en España en forma de fondos para la transición energética y la digitalización. A finales de los años 60 del siglo pasado, Milton Friedman, uno de los economistas más influyentes desde la Segunda Guerra Mundial y defensor a ultranza del libre mercado, dio con la metáfora del helicóptero monetario para ilustrar lo que debe hacer un gobierno en momentos de crisis profunda. Se trata de repartir dinero para aumentar el consumo de las personas y reactivar la economía en momentos de mucha incertidumbre y parálisis. Es lo que los expertos llaman estímulos monetarios y lo que, explicado a un niño, se entendería por "darle a la máquina de imprimir billetes".  

Es lo que ha hecho Estados Unidos en la última década para salvar el escollo de la crisis financiera de 2008, primero, y el parón mundial que provocó la Covid-19, después. Y es la lección que tanto le ha costado aprender a Europa. Aunque en el viejo continente el helicóptero ha llegado con matices, no poniendo directamente el dinero en el bolsillo de sus ciudadanos para que lo gasten en lo que les plazca, sino dirigiéndolo desde las instituciones a cambiar la economía y preparar a los países ante los retos de la digitalización y el cambio climático.

Todo esto viene a cuenta de que, después de muchos meses de runrún, finalmente empiezan a llegar a la economía real los ansiados fondos europeos de recuperación de la crisis de la Covid-19. Nuestro particular helicóptero. Y dentro de esos fondos, hay y habrá muchos programas de interés para el sector tecnológico, pero en estos momentos toda la atención está puesta en Kit Digital, que destinará más de 3.000 millones de euros a digitalizar a un millón y medio de pymes y autónomos de todo el país. La primera convocatoria de este programa de ayudas a fondo perdido se pondrá en marcha el 15 de marzo y cuenta con una dotación de 500 millones. Desde ese día, empresas de 10 a 50 empleados podrán hacer las gestiones para acceder a bonos de 12.000 euros para montar una página web o un ecommerce, adquirir un CRM o asegurar sus datos y comunicaciones, entre otras cosas.

"Esto no ha hecho más que empezar y el canal debe estar en primera línea para aprovechar la histórica oportunidad de negocio que se presenta"

El canal será clave en hacer llegar esas ayudas a las pequeñas empresas, toda vez que son los partners de tecnología los que mejor conocen las necesidades de las pymes de este país, y los que más cerca están de ellas. En las últimas semanas, muchos partners se han puesto manos a la obra para conseguir el sello de Agentes Digitalizadores, que es un requisito ineludible para poder abordar proyectos subvencionados por el Kit Digital.

De las posibilidades de negocio que se abren al canal, y de la oportunidad histórica que supone el helicóptero de billetes que en realidad son los fondos europeos hablamos en el número de marzo CHANNEL PARTNER, y para ello contamos con fabricantes, mayoristas y partners que se han postulado como Agentes Digitalizadores del Kit Digital. De esa conversación salieron reflexiones interesantes.

En primer lugar, todos están de acuerdo que los fondos europeos suponen para el sector una oportunidad única. “No nos vamos a ver en una como esta”, proclamaba un partner. Otro aseguraba que el Kit Digital en concreto tiene que ser visto como la llave para entrar en nuevos clientes o abrir nuevas líneas de negocio en los ya existentes, y no como un proyecto que durará lo que dure la subvención. “Si no, es pan para hoy y hambre para mañana”, contaba otro partner. No hay que olvidar que la infradotación tecnológica de las empresas de este país, un problema eterno que se nota mucho en aspectos como el comercio electrónico, la gestión del dato o el uso de herramientas de ciberseguridad, es paradójicamente una buena noticia. Hay mucho por hacer, pero también recursos para ello.  

"No nos vamos a ver en una como esta', proclama un partner de tecnología refiriéndose a los fondos europeos"

Eso sí, los partners tienen algunos puntos que limar a la hora de sacar partido a Kit Digital. Por ejemplo, deberán adaptar sus tecnologías para encajar en las relativamente rígidas definiciones de soluciones que marca el programa. Los fondos, en esta primera instancia, fomentan la estandarización, en detrimento de las soluciones a medida, y eso conllevará que muchos partners tengan que repensar su oferta. Los partners también deberán preparar su tesorería para cobrar las ayudas en los plazos dilatados que suele imponer el sector público. Además, tendrán que estar preparados para competir con grandes empresas y operadoras de telecomunicaciones, que también se están dando de alta como Agentes Digitalizadores y quieren hincar el diente a la inversión millonaria que se anuncia. Según datos de Red.es, el organismo que centraliza la información en torno a Kit Digital, ya hay más de 5.700 compañías en proceso de convertirse en Agentes.

En todo caso, habrá negocio para todos. Más de 30.000 pymes han pasado el test digital que se exige para acceder a los fondos en esta primera convocatoria. Y los 500 millones de euros iniciales se multiplicarán por seis en las próximas convocatorias. Y eso solo en Kit Digital, sin hablar de los muchos programas que se empiezan a poner en marcha estos meses y que estarán vigentes en los próximos años para digitalizar la economía. Eso da una idea de la movilización de recursos que se esperan. Esto no ha hecho más que empezar y el canal debe estar en primera línea para aprovechar la histórica oportunidad de negocio que se presenta y también para ayudar al tejido empresarial de este país y a sus organismos a no dejar escapar ni un euro procedente del continente.  

LA PREGUNTA
¿En qué medida se beneficiará, como partner de tecnología, de los fondos europeos?