Noticias

Ingecom roza los 30 millones de euros en ingresos en 2019

Seguridad

El mayorista de soluciones de ciberseguridad crece casi un 21% el año pasado y aspira a aumentar sus ventas por lo menos un 10% en este 2020

Javier Modubar, CEO de Ingecom.
Javier Modubar, CEO de Ingecom.

A pocos días de finalizar el ejercicio 2019, el mayorista de soluciones de ciberseguridad Ingecom ha hecho balance. La firma que dirige Javier Modubar y que vende Forescout, Allot, Bitdefender y F-Secure, entre otras marcas, facturó 29,9 millones de euros en 2019, frente a los 24,8 millones de euros de 2018, lo que supone un crecimiento de casi un 21%. Con estos resultados, el mayorista asegura que cumple con los objetivos que se había marcado a comienzos de año.

Javier Modúbar reconoce que durante el 2019 se ha apreciado una cierta ralentización del mercado de seguridad en general, aunque los fabricantes que lleva Ingecom "siguen creciendo en proyectos debido a sus tecnologías disruptivas y, sobre todo, a que solventan problemas reales de amenazas emergentes que se están produciendo con mayor intensidad en todo tipo de empresas y sectores”.

El 2019 se produjo el desembarco de Ingecom en Italia con la apertura de una oficina en Milán en febrero. En este tiempo, Ingecom ha logrado cerrar proyectos en el sector financiero "con integradores italianos de primer nivel". En los últimos meses, Ingecom ha añadido dos nuevos fabricantes a su portfolio: EfficientIP, especialista en soluciones de seguridad y automatización de redes DDI, y Attack Simulator, una plataforma de concienciación y formación en ciberseguridad. 

Nuevos objetivos del ransomware

Además, Modubar adelanta algunas de las tendencias que podrían imponerse en 2020. “Durante el año veremos como el ransomware sigue siendo uno de los principales problemas en el ámbito de las amenazas de ciberseguridad, con el añadido de que ha evolucionado de tal manera que ya no sólo se cifran los datos de las empresas utilizando ransomware, sino que hay un paso previo de robo de información para intentar chantajear a las organizaciones con la publicación de datos confidenciales o sensibles de las mismas". explica Modubar.

El directivo dice que el objetivo del ramsonware también es "cada vez más complejo". En su opinión, los delincuentes no solo buscan el pago de un rescate a cambio de no descifrar los datos robados a la empresa, sino también pagar por eludir la publicación de dicha información. "Para evitar la acción del ramsonware, las empresas deberán invertir en seguridad enfocada en tres áreas: seguridad del dispositivo, del factor humano y del dato", añade. 

Objetivos para 2020

En 2020 Ingecom tiene previsto seguir reforzando su fuerza de ventas y de expertos en ciberseguridad. En concreto, la compañía quiere contar con un nuevo responsable para la zona noreste de España, con varios preventas más y con nuevos perfiles comerciales en Madrid. Todo para sostener un crecimiento en el año de al menos el 10%. “En Ingecom nos hemos marcado como objetivo para este 2020 volver a crecer a doble digito, así como complementar nuestro porfolio en aquellos territorios donde operamos”, concluye Modúbar.

LA PREGUNTA
¿Cuál va a ser, en su opinión, la evolución de la demanda de tecnología en el sector público en los próximos meses?