entrevistas

Herminio Granero (Ingram Micro): “Los AI PC serán el paradigma de la informática en los próximos años”



Dirección copiada

Herminio Granero, executive director de Ingram Micro Iberia, habla en esta entrevista de la llegada de los AI PC, los ordenadores personales optimizados para ejecutar en local aplicaciones de inteligencia artificial. Y de cómo este avance va a cambiar el mercado de ordenadores

Publicado el 14 may 2024

Juan Cabrera

Redactor Jefe de Channel Partner



Herminio Granero, Ingram Micro Iberia
Herminio Granero, Ingram Micro Iberia

Herminio Granero es executive director de Ingram Micro Iberia y forma parte del núcleo duro de la dirección del mayorista a nivel local. En esta entrevista, Granero habla de las posibilidades de los AI PC, que empiezan a desembarcar en los almacenes de los mayoristas y en los canales de venta. Y de las expectativas de venta que han generado. Granero está convencido de que los ordenadores provistos de capacidades para ajecutar en local aplicaciones de intelingencia artificial van a marcar un antes y un después en el mundo de la informática y la tecnología, como en su momento pasó con los smartphones y las televisiones inteligentes.

Un ordenador tradicional puede ser usado para determinadas aplicaciones basadas en IA, pero un AI PC es un ordenador preparado específicamente para la ejecución de programas o tareas basadas en inteligencia artificial. Un AI PC integra una unidad de procesamiento nueva y adicional a la CPU y GPU, que es la NPU, o Neural Processing Unit, que permite que el dispositivo disponga de los recursos adecuados para ejecutar las tareas de una IA, creando además eficiencia en el consumo de batería. Esta unidad estará integrada en su propio core como si de una evolución del sistema operativo se tratase, permitiendo unas capacidades mucho mayores que las de un ordenador tradicional, porque parte del propio funcionamiento del dispositivo está automatizada con un sistema inteligente que además se mejora a sí mismo a través de su propia experiencia y los hábitos de uso del usuario.

El AI PC es algo completamente nuevo de este año, aunque en constante evolución. En las últimas semanas nos han presentado varios modelos de diferentes marcas que lanzaremos próximamente. Cada vez hay mas oferta y más referencias de AI PC en el mercado, aunque estamos en una primera fase para estos dispositivos, dado que el desarrollo de la propia inteligencia artificial está, por así decirlo, en pañales. Por ahora son minoritarios en número, pero ya tenemos en pipeline varias marcas líderes con referencias AI PC.

No hay grandes diferencias de precio entre un ordenador tradicional de gama alta y un AI PC, por lo que muchos usuarios apreciarán el cambio y, según vemos en Ingram Micro, muchos otros se animarán a dar el salto precisamente porque su precio está siendo muy competitivo. La industria está haciendo un gran esfuerzo para que los AI PC que están llegando al mercado minorista sean asequibles.

Cada vez hay mas oferta y más referencias de AI PC en el mercado, aunque estamos en una primera fase

Herminio Granero, executive director en Ingram Micro Iberia

Dependerá de cada fabricante y aplicación. Aún no hay un estándar claro porque entran en juego muchos factores, que van desde la potencia del dispositivo (a mayor potencia, más posibilidad de ejecutar más cosas en local) hasta la propia idiosincrasia de cada IA, ya que algunos desarrolladores podrán compilar gran cantidad de información para ejecutarla en local y otros optarán por conectar la IA a Internet o a una nube para extraer de ahí la información.

Estamos en plena efervescencia, así que no hay modelos ganadores, por ahora. Lo razonable es pensar que un AI PC podrá ejecutar más tareas en local, lo cual beneficiará a la eficiencia, rapidez y seguridad del dispositivo, pero eso no quiere decir que las ejecuciones en la nube sean negativas, ya que estos ordenadores están diseñados desde la ciberseguridad, la privacidad y la eficiencia, precisamente para servir con holgura a estas necesidades que plantea la IA.

Chat Bot Chat with AI or Artificial Intelligence technology. Woman using a laptop computer chatting with an intelligent artificial intelligence asks for the answers he wants.

A priori no, porque lo que hace Copilot es facilitar herramientas al usuario y comportarse como un asistente virtual.  Copilot es una mejora de ChatGPT y el chatbot de Bing, solo que integrado ya en Windows y preparado para tomar el control de ciertos ajustes, parámetros y funcionamientos del sistema operativo si así lo desea el usuario. Desde el momento en el que un ordenador cuenta con Windows 11, ya puede aprovechar Copilot. Obviamente, si el dispositivo, a nivel hardware, está traspasado por IA, Copilot será más potente y eficiente, pero también tiene que desarrollarse más. Pero, como una primera toma de contacto y para determinados perfiles de usuario menos especializados, es suficiente.

No hay grandes diferencias de precio entre un ordenador tradicional de gama alta y un AI PC, por lo que muchos usuarios apreciarán el cambio

Herminio Granero, executive director en Ingram Micro Iberia

Coincido con esas previsiones. Es más, en Ingram Micro pensamos que los AI PC podrán convertirse en el paradigma de la informática en los próximos años, del mismo modo que las smart TV o los smartphones han copado la práctica totalidad del mercado. Cuando una tecnología avanza a este nivel y ofrece al usuario los beneficios que promete, en este caso la IA, es prácticamente imposible no acercarse a ello. La industria, además, se focalizará en los AI PC, del mismo modo que los fabricantes de telefonía móvil se focalizaron en los smartphones.

Sin duda, los desarrolladores van a ser clave para el desarrollo y expansión de la inteligencia artificial. Ya vemos, de hecho, cómo los impulsores de los principales modelos que tenemos ahora (OpenAI, Google, Meta…) están compitiendo por atraer a sus ecosistemas a desarrolladores capaces de crear aplicaciones sobre sus IA. Pensemos en los smartphones: no serían el completo y complejo ecosistema que conocemos si no fuera precisamente porque están abiertos a desarrolladores. Para las tecnológicas es un paso natural, ya que les permite enriquecer sus sistemas sin tener que desarrollarlo por sí mismas, y además ganan dinero facilitando a los desarrolladores herramientas, sistemas y ventanas para distribuir sus creaciones.

Un comportamiento en línea con lo esperado: eficiencia, gran capacidad de procesamiento y un salto importante y necesario para correr aplicaciones basadas en IA. La inteligencia artificial necesita gran cantidad de recursos para funcionar de forma correcta y aportar su verdadero potencial, y los fabricantes están trabajando en ello con acierto, sirviendo, por ahora, dispositivos y herramientas adecuadas para el grado de desarrollo en que se encuentra esta industria.

Realmente veo bien a todas, porque están compitiendo de forma coherente con las necesidades de la industria. Y lo están haciendo en el marco de una guerra comercial y tecnológica entre Estados Unidos y China, con un papel secundario de Europa, precisamente por el mercado de los chips, que siempre han sido esenciales para el desarrollo del mundo digital, pero que se han convertido en la pieza clave del nuevo mundo digital surgido de la mano de la IA. Hay una competencia feroz no tanto por dominar el mercado, que también, sino por generar autonomía estratégica para sus países de origen a todos los niveles, tanto en desarrollo como en fabricación y distribución. Es un sector a seguir de cerca porque los fabricantes de chips crean el cerebro del mundo digital, y en un ecosistema gobernado por la IA, ese cerebro es, si cabe, aún más esencial.

Artículos relacionados

Artículo 1 de 4